Diana Citlali Avila Padilla, estudiante de preparatoria en la Escuela Modelo, forma parte de la delegación mexicana que representa a México en la Olimpiada Latinoamericana de Astronomía y Astronáutica (OLAA) que se lleva a cabo en la ciudad de Córdoba, Argentina del 2 al 9 de octubre.

Para obtener su pase a  dicha competencia internacional, Citlali Avila participó en un proceso de selección, en el cual compitieron 120 jóvenes de todo el país, quienes recibieron entrenamiento en línea para, posteriormente, ser evaluados y seleccionar a 13 jóvenes que participaron en la etapa nacional.

Durante el mes de septiembre, los 13 seleccionados nacionales asistieron una semana  a las instalaciones del Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE), en Tonantzintla, Puebla, ahí presentaron pruebas teóricas y prácticas para seleccionar, finalmente, a los 5 jóvenes que hoy representan a México en la OLAA, competencia donde también participan países como: Colombia, Paraguay, Chile, Perú, Brasil, Uruguay, Bolivia y  Argentina.

La formación científica de Citlali Avila empezó desde la secundaria cuando fue seleccionada para participar en “Raíces Científicas”. Posteriormente, formó parte de «Savia» en donde se involucró en la investigación, ambos programas están a cargo de la Secretaría de Investigación, Innovación y Educación Superior de Yucatán (SIIES).  De igual manera, se ha destacado por su participación en competencias de Matemáticas, Química y Física, obteniendo diversos premios estatales y logrando ser medallista de oro en la Olimpiada Nacional de Física 2015.  Por su importante trayectoria en el ámbito académico y científico, este año recibió el Premio Estatal de la Juventud, máximo galardón que otorga el Gobierno del Estado a los jóvenes destacados.

 

Foto: Abi Rodríguez|INAOE

Diana Citlali Avila Padilla  Foto: Abi Rodríguez|INAOE

 

A pesar de su trayectoria, confiesa que la Astronomía representa todo un reto: “La Astronomía es una ciencia que requiere de la presencia de las estrellas, no importa cuánto estudies su comportamiento, sus elementos, sus propiedades, no eres tú quien pone tus horarios, son ellas quienes los imponen. Además de la parte teórica, que involucra la Física y las Matemáticas, para la OLAA necesitas fortalecer la inteligencia espacial, conocer la historia de la Astronomía también es importante para ubicarse en el cielo nocturno. En este sentido, lo más difícil para mí ha sido intentar desarrollar esas habilidades espaciales.”

Para Citlali participar en este evento va más allá de una simple competencia: “La OLAA tiene la visión de que los participantes nos unamos como países latinoamericanos y eso es muy trascendente porque quizá en un futuro nos volvamos a ver, pero esa vez ya como científicos latinos”.

Pero más allá de los retos académicos para esta competencia, la joven también se enfrentó a la falta de apoyo institucional que hay en el Estado para eventos científicos, ya que tuvo que gestionar apoyo financiero en diferentes lugares a fin de poder realizar el viaje a Córdoba, Argentina.

“Tuve menos de un mes para gestionar el recurso, me acerqué con diferentes funcionarios e instituciones, algunos apoyaron, otros no. Pero estoy agradecida por la cordialidad e interés que mostraron personas como Rolando Zapata, gobernador del Estado; Mauricio Vila, alcalde de Mérida, Víctor Caballero, titular de la SEGEY, el diputando federal Carlos Ramírez, cuyas aportaciones sirvieron para cubrir el transporte y parte de algunos gastos más que se generan”.

Los otros jóvenes que conforman la delegación mexicana son: Brayan Ramírez Camacho, de Hermosillo, Sonora; Geraldine Lomelí Ponce, de Puebla; Valeria García Hernández, de Culiacán, Sinaloa, y Ronaldo Navarro Ambriz, de San Luis Potosí.

 

Sobre la OLAA. La Olimpiada Latinoamericana de Astronomía y Astronáutica (OLAA) es un evento académico y científico alrededor de la Astronomía y ciencias afines. El evento cuenta con la participación de más de 10 países latinoamericanos, que se reunen para compartir conocimientos, generar vínculos de comunicación y colaboración, conocer e intercambiar experiencias educativas de práctica docente y promover el desarrollo de competencias científicas en Física, Matemáticas, Biología, Química, Astronomía y Astronáutica.